Archivo de la etiqueta: skate

SK8ER

Hoy se me ha ocurrido que podía comprarme un monopatín para ir al trabajo. Tonterías que se le pasan a uno por la cabeza. Si vais con prisa podéis saltar directamente a la parte final porque el vídeo es para morirse de la risa 😀 .

200m son muchos metros

Yo aparco el coche a no más de 20 metros de la entrada de la nave, no más de 40 de mi oficina. Un chollo, lo sé, pero cómo estoy acostumbrado, pues lo veo como algo normal.

Total que por temas de seguridad y control de acceso nos van a hacer aparcar fuera, y contando que el 95% de la empresa llega antes que yo… Vamos, que voy a tener que aparcar a la altura de Oroz. Lejos. Muy lejos. Doscientos metros por lo menos.

Pasar de 20 a 200 se hace duro, así que muchos estamos pensando cómo hacer ese trozo en menos tiempo, y no tener que madrugar más 🙂 .

El monopatín

La bici eléctrica es cara. La que tengo no eléctrica, la de 1 burro de potencia, hace llegar sudando al burro, así que no es una opción. Quedan medios de transporte pequeños que quepan en el coche, y que pueda sacar rápidamente, salvar los 200 metros y dejarlo en la oficina.

Patines en línea me costaría ponérmelos, así que lo más cómodo y rápido es un monopatín. Total que me pongo a buscar por internet monopatines, y la variedad y tecnicismos casi me tumban. A estas alturas de mundo para cualquier cosa hace falta tener máster.

Marty McFly, conocido sk8er

Primero que si de 7,5 pulgadas de ancho o mejor de 8. Que digo yo qué cojones voy a notar media pulgada, pero bueno. Parece que para un skate cruiser, que es lo que los guays como yo usan para moverse por la ciudad sin hacer acrobacias, cuanto más mejor.

Te lo puedes montar tú mismo con piezas molonas, o comprártelo hecho. Como no sé si ponerme ruedas de goma o de vinilo recauchutado, y los rodamientos y cojinentes me la traen al pairo… Encuentro un Tricks Hulk como opción más asequible, 70€. Casi nada para la chorrada de patinar del coche a la oficina.

Tricks Hulk

Viendo el percal busco más y encuentro un Ridge Retro, en plan Marty McFly.

Ridge Retro

Y la broma se queda ya en 55€, un poco más razonable, y lo más barato que voy a encontrar que no se desmonte en cuatro días. Guay, me digo a mí mismo empezando a imaginar lo cool que voy a estar subido al monopatín…

El imbécil del monopatín

Entonces uno se para a pensar un momento después de un rato largo en internet.

Visualizo cómo sería volver a casa desde la fábrica con el monopatín. Podría andar las cuesta arriba, porque pesa poco, y avanzar rápido en los llanos. Y las cuestas abajo serían una gozada… salvo por el hostión que me pegaría al llegar abajo. Que es que no llevan freno las mierdas éstas. Que vayas frenando haciendo carving, dicen. Nos ha jodido. Atención al siguiente hipster que escenifica muy bien lo que me pasaría a mí:

 

Me pongo en situación de tener un pie sobre el monopatín e impulsarme con el otro, y una premonición reveladora me hace darme cuenta de la galleta que me voy a pegar el premerisimo día. Que encima voy a tener que estar dos meses practicando aquí en mi barrio para no matarme en los 200 metros hasta la oficina.

Y total para convertirme en lo que este divertido artículo califica de modernillo de mierda. Que aunque se pase un poco con los modernillos, no le falta razón, que es que voy a ser un aborto de skater.

Así que he decidido contenerme y esperar a que en Tudela pongan como en Barcelona un carril para los gilipollas que van en monopatín 😉 .